cheque con una promesa futura de pago extendido en el presente sobre algo adquirido en el pasado. Se usa el futuro del indicativo: pagaré; cuando en realidad debería usarse el futuro del subjuntivo: pagare.